Buscar
 

Encuéntranos en Nevería 4697. Las Condes. Metro Escuela Militar. Ver mapa >>   |     222075968 - 222084148 - 224948954

 

>> Yoann Christin


Nací en Francia en un pueblo rodeado de montañas, ríos y naturaleza. Desde pequeño tuve mucha afición por quedarme solo en la naturaleza. De carácter muy sensible siempre encontré un consuelo en ese ambiente. Sin saberlo en aquel tiempo me conectaba con esas energías saludables que se encuentran en los árboles y plantas, con aire puro en atmósferas descontaminadas.
 
Tenía también una conexión muy fuerte con mis sueños, los cuales eran muy vívidos y con contenidos importantes para mí desarrollo que llegaban en un lenguaje simbólico.
 
Como la mayoría de los jóvenes de mi edad también tuve estudios y trabajos convencionales. Empecé a trabajar a los 16 años como técnico electricista, actividad que desarrollé hasta los 22 años . Después me fui a vivir a Australia y Nueva Zelanda, donde también experimenté una conexión fuerte con la naturaleza. Posteriormente en Tailandia conocí a mi señora el año 2008, luego nos fuimos a vivir a Chile su país natal, y nos casamos al año siguiente en Santiago.
 
Al cabo de pocos meses me di cuenta de lo agobiado que me sentía en esta enorme ciudad y fue entonces cuando decidí  empezar mi camino espiritual con la meditación. Necesitaba desconectarme y poder encontrarme conmigo mismo, entender muchas cosas de mi pasado y de mi personalidad.
 
Fue entonces cuando comencé a  experimentar un despertar espiritual progresivo. Iba a realizar ceremonias a lugares en la cordillera que me fueron indicados en sueños por mis maestros o guías espirituales desde planos superiores. En un momento dado ellos me realizaron una ceremonia de iniciación, donde recibí una nueva impronta energética que me facultaba para empezar a desarrollar el trabajo de sanador chamánico, a pesar de no pertenecer a ninguna etnia en especial.
 
En paralelo trabajé en un  café  donde me hice amigo de sanadores que me aconsejaron continuar intensificando la práctica de este arte.
 
Empecé de manera intuitiva a sanar. En 2012 volvimos a Francia con mi señora. En ese mismo lugar conocí muchas personas claves para mi formación y camino espiritual. De ellas aprendí mucho y me dieron nuevas herramientas y conocimientos. Fue aquí donde hice muchas ceremonias guiado por los espíritus de estos lugares y recibí muchas bendiciones, junto con visiones de animales de poder propios de la tradición chamánica, que luego podría utilizar en mis terapias.
 
Un año después, de vuelta a Chile, continúo con la sanación chamánica con más pasión y entusiasmo que nunca. Poco a poco me fui dando cuenta de que esto es un llamado, una vocación,  y que mi misión de vida está incuestionablemente ligada a la sanación de las personas.
 
Fue muy enriquecedor darme cuenta de que la mayoría de mis pacientes quedaban muy conformes con mi trabajo y me recomendaban a sus parientes y amigos. Esto me dio la seguridad para proseguir con este oficio.
Mi terapia consiste en limpiar los bloqueos energéticos de las personas. Mis guías espirituales actúan a través de mí usando tambores, piedras, y campanas. Trabajo junto con ellos al nivel astral. Ese nivel de consciencia permite un trabajo intenso.
 
En mi oficio hay un especial énfasis en la limpieza de energías negativas que se encuentran en el campo bioenergético o “aura "de las personas. Ya sea aquellas que ellas mismas han adquirido al pasar por traumas, estrés o emociones negativas, como rabias, tristezas, ansiedad, celos, etc., o cuando esas energías negativas han sido impuestas por terceros a través del envío de malos pensamientos, de odio o envidia, o también mediante trabajos de magia negra, que aunque muchos no creen en eso, lamentablemente si existen y dañan a las víctimas, especialmente cuando son trabajos por encargo, pagados a “especialistas” que saben cómo hacerlos.
También estas energías negativas pueden haberse acumulado en viviendas o empresas, donde sus moradores frecuentemente tienen grandes dificultades para prosperar en sus proyectos.
 
En esos casos también puedo concurrir a esos lugares para realizar un trabajo de limpieza profunda de todo el lugar, asistido siempre por mis guías espirituales. Además de esa limpieza energética que se produce, esas fuerzas ayudan a las personas dándoles su vibración positiva y protección.
 
A pesar de que estos son trabajos que demandan un gran desgaste energético del que realiza la limpieza, tengo a favor un gran vigor personal debido a mi juventud, lo que me permite una rápida recuperación.
 
Actualmente estoy muy complacido de haber sido seleccionado por la directora del prestigiado Centro Ohani, Sra. Adriana Rubio -reconocida por su experticia- para integrar su selecto grupo de terapeutas y sanadores.
 
Terapia que realiza en Centro Ohani:
LIMPIEZA Y SANACIÓN CHAMÁNICA.
 

 

Bookmark and Share

Calendario de Actividades

 
 

Newsletter

Recibe los contenidos de Ohani directo a tu correo